Autor: René Durney C. Enviado especial a Medellín, Colombia.

En Colombia presentaron el primer vehículo de la marca francesa que incursiona en un segmento inédito.


Se llama Alaskan y será la primera incursión en Chile de la marca Renault en el segmento de las camionetas de una tonelada.
Pero para que ello se materialice habrá que esperar hasta comienzos de 2017, año en el que también será presentada la Renault Duster Oroch, de media tonelada, que se fabrica en Curitiba, Brasil, y que se vende desde 2015 en ese país y en Paraguay, Uruguay, Argentina y Colombia.
La Alaskan tuvo su lanzamiento mundial en la ciudad de Medellín, Colombia, con presencia de periodistas de Europa y Latinoamérica, los mercados más importantes para la casa del rombo.
A nivel global, el segmento de los vehículos comerciales livianos (LCV = Light Comercial Vehicles) reportó una venta de más de 15 millones de unidades en 2015 y las camionetas pick-up representaron un tercio de esas ventas (5 millones), muchas de las cuales se comercializan en el mercado de Latinoamérica, que es muy importante para Renault y Nissan, su socio estratégico.
Por ello es que la nueva Alaskan tiene muchos elementos de la Nissan NP300 (motores, chasís, transmisiones y sistemas eléctricos).
Pero su pÚblico objetivo es distinto al de Nissan; es decir, no irán a competir en el sector de flotas para la gran minería, sino que apostarán al cliente particular que destina el vehículo a negocios más pequeños y uso familiar, preferentemente.
Su fuerte estructura y potentes motorizaciones diésel permiten un transporte cómodo, de gran capacidad y economía.

Diseño propio

En Renault dicen que la nueva camioneta Alaskan fue diseñada en Francia, Japón y Latinoamérica, por lo que es un verdadero producto global. Se ofrece en versiones cabina simple, doble y con pick-up largo o corto.
El nombre proviene de la palabra Aleut "Alaska", que significa "Gran Tierra", donde se encuentran paisajes salvajes y fuertes, en una clara alusión a las capacidades de esta camioneta y a la personalidad de sus compradores.
Su dibujo exterior combina una apariencia con líneas muy robustas y trazos de diseño elegante, con el "toque" francés en la parrilla cromada, donde se impregna con toda claridad el ADN de Renault con el logo del rombo en medio de ella.
Los faros rectangulares y ángulos redondeados tienen un borde exterior con luces LED en forma de "C", cuyas formas se repiten en los extremos del paragolpes para alojar los neblineros. En el extremo inferior del frontal, hay una gran entrada de aire y una pieza que semeja ser una gran lámina protectora de los bajos del motor.
El capó tiene unas nervaduras longitudinales que ayudan a acentuar el aspecto de fortaleza de todo el conjunto. Los pasarruedas tienen un borde ancho y dejan un gran espacio para los dos tipos de llantas disponibles (16 o 18 pulgadas).
El interior es muy espacioso (589 mm para las rodillas en las plazas traseras) y el diseño es armónico y parece el de un sedán de gran tamaño, con un gran centro de infoentretenimiento, que luce una pantalla a color 3D TFT de 5 pulgadas, con sistemas de audio y conectividad, compatibles con teléfonos inteligentes, manos libres, conectividad Bluetooth con reconocimiento de voz, reproductor de CD, radio, 4 o 6 parlantes, control remoto en el volante y, en algunos mercados, con navegación GPS y cámara de retroceso de 360 grados.

Motor y mecánica

Bajo el capó hay un motor 2.5 Twin-Turbo diésel de cuatro cilindros en versiones de 160 o 190 hp. El turbo pequeño actÚa en las aceleraciones suaves a bajas velocidades y el mayor en el desempeño a revoluciones más altas. Disponibles para transmisiones mecánicas de 6 velocidades o automáticas de 7 marchas.
La tracción puede ser 2WD (con tracción trasera) o 4WD Integral, con diferencial electrónico de deslizamiento limitado y bloqueo trasero y asistente para arranque en pendiente, más control de descenso.
Sobre las fechas de llegada y el precio aproximado, Nicolás García, gerente general de Renault en Chile, solo se refirió a la fecha de llegada, que será en los dos primeros meses del próximo año.
El precio, dijo, "no podemos determinarlo todavía, porque está afecto a las fluctuaciones que presente el dólar de aquí hasta esa fecha".
La nueva Alaskan que vendrá a Chile será producida en la planta de Renault en México.
Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES