Autor: Emol

Hyundai dio un importante paso en el mercado automotriz nacional al presentar oficialmente su nueva división deportiva N que buscará instalarse en un segmento hasta ahora poco explorado por la marca surcoreana.

A través de Automotroes Gildemeister, el gigante automotriz hace el estreno de dos modelos que serán los primeros de esta nueva división que en el futuro podría seguir entregando novedades. El primero de ellos es el i30 N, que llegó a competir directamente en el segmento de "los hot hatch" y pensado para entregar el máximo rendimiento en la vida cotidiana y en la pista.

El diseño del nuevo i30 N tampoco pasa desapercibido para los amantes de las tuercas y se luce con una parrilla una parrilla en forma de cascada, un parachoques de aspecto agresivo y un nuevo alerón trasero. Su apariencia, además, mejora el rendimiento aerodinámico y de enfriamiento, según destacan desde la marca.

En términos de motorización, el modelo con un motor turbo GDI de 2 litros que genera 250 hp y 353 Nm de torque entre las 1.450 y 4.000 rpm el que va asociado a una precisa transmisión manual de seis velocidades, la que transmite la potencia al eje delantero.

En el equipamiento también sorprende ya que incluye tapiz de cuero/alcántara, kit eléctrico completo (alzavidrios, espejos exteriores abatibles y cierre centralizado), asientos delanteros eléctricos, barra trasera de rigidez, cargador inalámbrico de celulares, entre otros atributos.

El nuevo Veloster N

El segundo modelo de la familia de altas prestaciones de la marca es el Hyundai Veloster N, el que sigue la receta del i30 N. Aunque mantiene la carrocería asimétrica, su aspecto luce más agresivo que el Veloster convencional gracias a su parrilla delantera que llega casi hasta el suelo y las tomas laterales.

También sobresalen sus llantas de 18”, el alerón trasero y las enormes salidas de escape, una a cada lado del difusor. En cuanto a sus dimensiones, el Hyundai Veloster N es ligeramente más largo y ancho, alcanzando los 4.265 mm y 1.810 mm de ancho, respectivamente, mientras que su altura se redujo en 10 mm (1.399 mm) en relación al Veloster convencional.

Al igual que el Hyundai i30 N, este modelo cuenta con un motor turbo GDI de 2 litros con 250 hp y 353 Nm de torque disponible entre las 1.450 y 4.000 rpm. Propulsor que traspasa la potencia hacia el eje delantero a través de una caja manual de seis marchas.

El equipamiento de seguridad del Hyundai Veloster N incluye además seis airbags, cámara de retroceso con guías dinámicas, frenos ABS, asistente de partida en pendiente (HAC) y de estacionamiento trasero, y anclaje Isofix.
Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES