Autor: RENÉ DURNEY C.

El “lavado de cara” del popular hatchback incluye un retoque de diseño y un aumento de potencia en el GTI, la versión más deportiva de la familia.
Seis versiones tiene la renovada gama del popular Volkswagen Golf, que fue presentada en Santiago y que incluyó una prueba de manejo entre la capital y el balneario de Zapalllar.
El histórico hatchback cumple ya 42 años de producción y registra ventas mundiales por encima de las 33 millones de unidades. En Chile, a contar de la II generación (1989) hasta la actual VII (2017) se han colocado 6.299 ejemplares.
Sin cambios en la silueta de la carrocería, hay algunas variaciones en el diseño, que se notan principalmente en el frontal, ahora más ancho, con una parrilla de mayor grosor, barras de cromo, un nuevo faldón y canalizadores de aire, que aumentan su aspecto deportivo. También es novedad el dibujo de los faros con ledes y luz de conducción en curva.
En la zaga, el parachoques también es más ancho y el difusor luce aplicaciones de cromo y tubos de escape no visibles. Las opciones de motores son tres, partiendo con el tradicional cuatro cilindros de 1,6 litro de 110 hp y 155 Nm de par máximo, que equipa a la versión Comfortline y que se ofrece con transmisión mecánica de cinco velocidades ($12.490.000) o una automática de seis marchas ($13.490.000).

Aunque estas son las versiones de entrada, el equipamiento de seguridad y confort está presente en toda la serie y se agregan elementos que mejoran la conectividad y el sistema de entretenimiento a bordo, con una nueva pantalla táctil de 8 pulgadas que ofrece la aplicación APP Connect, que es compatible con Mirror Link, Apple Car Play, Android Auto y otras 8 aplicaciones propias de Volkswagen.
La segunda motorización es el moderno cuatro cilindros de 1,4 litros TSI que está en las versiones Highline (MT $14.990.000 y AT $16.490.000) y Sport ($17.990.000), que entrega una potencia de 150 hp y un par torsional de 250 Nm en el rango de las 1.500 a las 3.500 rpm. Puede asociarse a una transmisión manual de 6 velocidades o una automática DSG7.
La tercera planta de fuerza está a bordo del poderoso y deportivo GTI ($21.990.000), que presenta un evolucionado motor 2 litros TSI, que subió en 10 caballos su potencia, llegando ahora a 230 hp, con un torque de 350 Nm entre las 1.500-4.600 rpm, con una transmisión de doble embrague DSG de 6 velocidades.
Con estas mejoras, el Golf GTI puede ir de 0 a 100 km/h en solo 6,4 segundos, con una velocidad punta de hasta 248 km/h.










Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES
CLASIFONO Publica tu aviso aquí