Autor: LEO MELLADO

EL PASO DE LA NIÑEZ A LA ADULTEZ ESTÁ MARCADO POR LA OBTENCIÓN DE LA LICENCIA DE CONDUCIR. SI LE QUIERE REGALAR UN AUTO A SU HIJO, ES BUENA IDEA SEGUIR ESTOS LINEAMIENTOS.
El niño o niña de la casa ya cumplió 17 años. Entonces los padres comienzan a pensar en regalarle un cacharrito.

¿Pero qué auto elegirle?
Primer consejo: Por muy generoso que le parezca y por mucho que le encantaría a su adulto menor, no le regale nada que tenga un motor muy grande. O sea, nada de Challengers ni de Mustangs.
Esos autos son para gente con más experiencia, así que, aunque tu presupuesto alcance, te recomendamos comprar algo adecuado a las habilidades de manejo de tu hijo.
Segundo consejo: Apuesta por la seguridad. Mientras más larga sea la lista de equipo en seguridad de un auto, mejor. Nunca sobran los airbags ni los frenos ABS.
Si además encuentras opciones con control de estabilidad y más bolsas de aire, pues mejor.
Tercer consejo: A menos que no te importe que te llamen a las 3 de la mañana porque tu hijo o hija se quedó en pana, es buena idea buscar un auto que tenga reputación de durable y de ser fáciles de reparar para así minimizar los costos y posibilidades de un contratiempo. Más todavía si vas a comprar un auto usado.
Cuarto consejo: Busca un auto que consuma poco. La bencina la tendrá que comprar el conductor novato y jamás le sobra la plata.
Para peor, es posible que termine financiándola usted, así que al final del día, un auto que gaste poco combustible evitará que terminemos dañando las finanzas familiares.
Quinto consejo: ¿Nuevo o usado (para no recurrir al eufemismo “seminuevo”)? No pasa nada por comprar un auto de segunda mano si se encuentra en buenas condiciones, aunque obviamente, cuanto menos uso haya tenido, mejor. El vendedor nos tiene que ofrecer información real del estado del auto y darnos las garantías necesarias.
Sexto consejo: No es conveniente que el primer auto sea grande. Uno de dimensiones contenidas, más manejable, que ofrezca menos problemas para estacionar en espacios reducidos es mucho más adecuado para los conductores inexpertos. Un auto de segmento A, (de entre 3,3 y los 3,7 metros de longitud) es ideal.
Pero si se tienen que hacer recorridos extraurbanos, lo ideal es un auto del segmento B, que rondan los 4 metros.
Séptimo consejo: ¿Manual o automático? En principio, es mejor comenzar por un auto manual para que se vaya acostumbrando. Además, son más baratos que los de caja automática.
Por otro lado, los vehículos automáticos más recientes consumen menos combustible que los manuales y eso puede ser una buena cosa para el generalmente limitado bolsillo juvenil.












Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES
CLASIFONO Publica tu aviso aquí