Autor: JAVIERA LASTRA AMAYA

LA MÚSICA O UN PROGRAMA DE CONVERSACIÓN SON BUENOS ACOMPAÑANTES PARA LOS TRAYECTOS DIARIOS QUE SE VIVEN ARRIBA DEL VEHÍCULO. POR ESO, EL SONIDO SE VUELVE FUNDAMENTAL EN UN AUTOMÓVIL.
¿Le ha pasado que cuando se sube al auto una de las primeras cosas que hace es encender la radio? Y es que parece ser un elemento tan básico al interior del vehículo que muchas veces el usuario no se percata de la importancia que tiene este accesorio.
Además, actualmente, la mayoría de los modelos cuenta con sistemas de audio que permiten que esa fiel compañía en los traslados cotidianos sea de una calidad estándar.
Incluso hoy existen muchos automóviles que poseen de fábrica equipos de sonido de muy alto nivel, incluyendo conexión con teléfonos inteligentes y sus aplicaciones, tweeters (altavoces compactos que emiten en altas frecuencias direccionales), entre otras características.
Todos estos componentes hacen que la emisión del audio sea de una elevada calidad.
Sin embargo, aún existen muchas personas que cuentan con vehículos más antiguos y que deben ocuparse de contar con una radio y parlantes que vayan acordes a sus necesidades.

LO MÁS VENDIDO
Para esos casos, afortunadamente el mercado tiene una oferta muy variopinta de productos, que van desde parlantes, subwoofers y cajas de sonido hasta radios básicas o con pantallas con reproductor de DVD y conexión para celulares.
Estas últimas son la novedad en materia de audio para el auto.
“El mes pasado, lo que más se vendió en la tienda fueron radios con pantalla. La mayoría de ellas son fijas, es por eso que los clientes a veces dudan en comprarlas, ya que llaman la atención y temen que se las roben”, explica Jaime Pizarro, jefe de tienda de Car Toys.
Las que cuentan con pantalla permiten que se conecten con diferentes aplicaciones, como Spotify y Waze.
Además, al tener pantalla, se puede agregar cámara de retroceso.
De hecho, este sería uno de los factores que más atraen al cliente a preferir este tipo de artículos.
Dependiendo de la calidad, su oferta de precios puede ir desde $200 mil hasta $1 millón, y su instalación podría superar las cuatro horas.
Pero para que el sistema de audio del auto esté completo y funcione ciento por ciento, debe ir acompañado
de una buena emisión de sonido y para ello el mercado cuenta con diferentes opciones.
“Lo que más se compra son parlantes, que siempre vienen en pares. Los subwoofers también son requeridos, sobre todo los planos activos, que son más modernos”, acota Daniel Fuzi, de Miami Center.

Mientras que en Car Toys agregan que en el tema de los parlantes ha cambiado la calidad y hoy ya no son tan caros como antes. “Lo importante es fijarse en la respuesta de frecuencia, potencia, sensibilidad. Lo más nuevo que ha salido son los subwoofers amplificados que se pueden poner debajo del asiento”.
Entre parlantes y tweeters, la oferta fluctúa entre $20.000 y $200.000. En cambio, en subwoofers, los valor es comienzan en $60.000 y pueden alcanzar los $300.000. Todo dependerá de la calidad que busque el cliente para que, en conjunto con la radio, disfrute de un alto nivel en calidad de sonido mientras se traslada
en su vehículo. 













Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES