Autor: RENÉ DURNEY C.

El modelo es el mejor ejemplo de cómo se pueden obtener sinergias entre las marcas de un mismo grupo.
Con un recorrido de 220 kilómetros entre la ciudad de Temuco y los Nevados de Sollipulli, en la falda noreste del volcán del mismo nombre, en la Araucanía de la Novena Región, fue presentada la camioneta Renault Alaskan.
Se trata de la primera incursión de la marca francesa en el segmento de las pick-up , que representa un tercio de las ventas de vehículos comerciales ligeros, lo que corresponde cinco millones de unidades mensuales en el mundo anualmente.
Dado que Renault y Nissan son compañías fusionadas hace ya largo tiempo, la nueva camioneta se ha sido
desarrollada a partir de la conocida pickup Nissan NP300, de la que hereda el motor diésel 2,3 litros de 160 caballos a 3.750 rpm y un par torsional de 403 Nm, que es de origen Renault, ya que se usa en otros vehículos de las dos compañías.
También aprovecha la robustez del fuerte chasis, los sistemas de suspensiones y el probado desempeño de toda la estructura en el trabajo pesado fuera de la carretera.
Por su parte, Renault tuvo una fuerte preponderancia en el diseño tanto exterior como interior, para darle un toque muy europeo a un vehículo que combina su uso ya sea como un auto familiar o de trabajo.

PRESTACIONES
Pensada para llevar carga de hasta una tonelada, la nueva camioneta tiene un largo de 5.380 mm, una altura de 1.860, un ancho de 1850 mm y una distancia entre ejes de 3.150 mm. Para sus prestaciones fuera de la carretera, su altura mínima del suelo es de 255 mm en el diferencial delantero y 229 mm en el trasero. Su capacidad de arrastre es de 3 toneladas, con acoplados provistos de frenos.
Tiene un sistema de tracción con diferencial electrónico de deslizamiento limitado y 4WD para una conducción segura. Este avanzado mecanismo utiliza sensores de freno que monitorean constantemente la velocidad de las ruedas, de modo que cundo detecta que una de las ruedas está girando más rápido que la otra, se aplican brevemente los frenos para desacelerar la rueda más rápida y mejorar la tracción. Posee también bloqueo de diferencial trasero para poder salir de terrenos con condiciones de conducción extrema.

SEGURIDAD
Posee equipamientos de seguridad que otorgan asistencia durante maniobras peligrosas, como el sistema de arranque en endiente (HSA), que evita que el vehículo se mueva hacia atrás; el control de  descenso de colinas (HDC), que controla los frenos para evitar que el vehículo tome más velocidad; asistente de frenado
de emergencia; sistema de antibloqueo (ABS) control crucero; control dinámico vehicular (VDC) y de estabiidad (ESP).
También se incluye cámara de retroceso con cuatro sensores inmovilizador con llave codificada; 2 airbags y segur de niños en puertas traseras.
Entre los elementos de confort, en las dos versiones disponibles el asiento del conductor tiene controles eléctricos para obtener 8 posiciones de manejo.
En cuanto a las ayudas al conductor destaca la pantalla de 5 pulgadas incorporada al cuadro de instrumentos con animación 3D donde se puede obtener todos los datos de funcionamiento de auto en tiempo real, y dispone de 9 funciones de personalización, con un total de 25 posibles configuraciones.
El sistema de audio es compatible con teléfonos inteligentes Apple y Android.
La Renault Alaskan llega a competir con la propia Nissan NP300, la Mitsubishi L200, la Chevrolet Dimax, la Toyota Hi- Lux y la Volkswagen Amarok.
Se ofrece por ahora en sus dos versiones tope de gama, que se diferencian solo en el tipo de transmisión.
La versión con caja manual de 6 velocidades cuesta $ 18.890.000 +IVA, y la automática de 7 velocidades costará $ 19.890.000 + IVA.










Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES
CLASIFONO Publica tu aviso aquí