Autor: Leo Mellado

Se trata de un hiperdeportivo que pretende competir con lo más potente que exista en el mercado mundial.
Las alarmas saltaron en numerosos medios especializados tras saberse la noticia de que Mercedes-Benz
está desarrollando un modelo hiperdeportivo codificado como Project One. El modelo estaría siendo trabajado por Daimler Benz en combinación con la división deportiva AMG para ser vendido con el emblema Mercedes-Benz, aunque el nombre comercial todavía es desconocido.

Varios voceros de la marca alemana mencionaron el proyecto durante el pasado Salón del Automóvil de
Ginebra, pero en los últimos días han surgido más informaciones definitivas, que incluyen la decisión de producir 275 unidades.
Las informaciones disponibles, que no son muchas, señalan que el precio del nuevo auto rondará los US$2,4 millones, pero precisan que además de eso los compradores deben ser viejos clientes de la marca
y deben demostrar su intención de usar el auto en vez de almacenarlo como objeto de inversión.

El auto tendrá una versión urbana de la unidad de potencia Mercedes-Benz de seis cilindros en V y 1.600
cc usada por el monoplaza W07 que ganó el Campeonato del Mundo de Fórmula 1 del año pasado. En su
configuración urbana, esta maquinaria solo levantará 11.000 rpm (en vez de las 14.000 de la versión F-1),
pero entregará alrededor de 1.000 hp. La unidad de potencia será doce veces más duradera que la de
un auto F-1.
Ver en EL MERCURIO
CLASIFICADOS AUTOMÓVILES
CLASIFONO Publica tu aviso aquí